Dieta ketogénica para rebajar sin dejar las grasas

A diferencia de lo que muchos piensan, eliminar las grasas de nuestro menú no es saludable. Sustituir las saturadas por grasas insaturadas, sí lo es. Con la dieta ketogénica será posible dicha sustitución. Esta dieta utiliza dichas grasas saludables como fuente de energía para el cuerpo, reemplazando a los carbohidratos; es decir, en lugar de utilizar glucosa (procedente de los hidratos de carbono, como: pan, pasta, arroz, bebidas azucaradas, etc.) como fuente de energía, el cuerpo utilizará los lípidos; ocasionando una pérdida de peso más rápida.

Es común que al escuchar la palabra “dieta” nuestro cerebro muestre un rechazo debido a lo que, según algunos mitos implica empezar una. Lo bueno de este tema es que existe una dieta que puede ser nuestra mejor aliada.

Alimentos con grasas insaturadas, dieta ketogénicaLa dieta ketogénica consiste en el bajo consumo de hidratos de carbono para alcanzar el estado de ketosis óptima (creación de cuerpos cetónicos. Es decir, derivados de los lípidos cuya función es la de solventar el problema energético en ausencia de glucosa).

Las grasas buenas y las malas

Es importante diferenciar las grasas que mencionamos en el principio. Las grasas saturadas pueden proceder de distintos animales, pero también mediante el proceso de hidrogenación. Este proceso se encarga de transformar las grasas vegetales en grasas sólidas. Los alimentos con este tipo de grasas encontrados en el mercado suelen ser los más económicos pero; ¿Qué importa más? ¿Nuestro bolsillo o nuestra salud?

el aguacate contiene grasas especiales para la dieta ketogénica

Mediante la dieta ketogénica podemos consumir grasas insaturadas. Es decir, las de verdadera procedencia vegetal (aceite de oliva, aguacate, nueces, entre otros). De manera que nos ayude a mantener saludable nuestro colesterol, triglicéridos, reducir el riesgo de enfermedades y acelerar nuestro metabolismo.

Lo agradable de la dieta ketogénica es lo flexible del menú. Nos permite seguir ingiriendo proteínas y grasas vegetales, exigiéndonos un consumo mínimo de carbohidratos; O sea, no es necesario privarnos de comer ni contar calorías puesto que en la mayoría de las dietas esta es una barrera entre nosotros y nuestro “yo soñado”.

La dieta ketogenica tiene mas resultados y menos exigencias

Otro de sus beneficios es que no estamos pensando en suculentos platos o contando las horas para nuestra próxima comida, ya que a la hora de comer quedamos satisfechos.

perdida de peso con dieta ketogénica

La mayoría de las dietas que nos recomiendan o que encontramos en internet, solo mejoran nuestra apariencia. Esta dieta además de perder peso y reducir medidas ayuda a todo nuestro organismo interno,  brindándonos más energía y agilidad, mayor concentración y mejor descanso durante la noche.

Esta dieta puede ser aplicada por cualquier tipo de personas, desde atletas hasta mujeres embarazadas, niños y tercera edad. Pero es importante saber que mientras el cuerpo se adapta se experimentan efectos contrarios a los beneficios que aporta la dieta. Estos pueden ser: cansancio, pesadez, fatiga, mareos y demás. Pero no hay de qué preocuparse, es solo temporal. Si se cumple con lo estipulado en cuanto a las proporciones, en poco tiempo los resultados serán los deseados en cuanto a salud y apariencia.

Para iniciar esta dieta, es recomendable que se añadan estos tipos de alimentos: Carnes rojas, pescados, aceites vegetales, quesos sin procesar, frutos secos y semillas. Las proporciones adecuadas son: 5% carbohidratos, 20% de proteínas y 75% de grasas.

Vídeo sobre dieta ketogénica

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *